Organizacion Mundial de Sanidad Animal

Tamaño de la fuente:

Idioma :

Search:

Búsqueda avanzada

Inicio > Solidaridad > Evaluación PVS  > Herramienta PVS de la OIE

Herramienta de la OIE para la evaluación de las prestaciones de los Servicios Veterinarios (Herramienta PVS)

En esta era de la globalización, el desarrollo y el crecimiento de muchos países, así como la prevención y la lucha contra las principales catástrofes biológicas, dependen del resultado de sus políticas y economías agrícolas y alimentarias, que, a su vez, están directamente vinculadas con la calidad de sus Servicios veterinarios (SV). Entre las funciones importantes de los SV cabe destacar las relacionadas con la salud pública veterinaria, tales como la lucha contra las enfermedades transmitidas por los alimentos y el acceso a los mercados regionales e internacionales de animales y productos de origen animal. Para hacer frente a retos y oportunidades presentes y futuros, los SV deben ser independientes y objetivos en sus actividades, basando todas sus decisiones en principios científicos, sin presión política de ningún tipo.

El fortalecimiento de los SV requiere la inversión y la participación activa tanto del sector público como del sector privado para ayudarlos a cumplir las normas internacionales de la OIE en materia de calidad y evaluación. La Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE) ha perfeccionado una herramienta de evaluación, elaborada inicialmente en colaboración con el Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA), para producir laHerramienta de la OIE para la Evaluación de las Prestaciones de los Servicios Veterinarios (Herramienta PVS de la OIE). La Herramienta PVS de la OIE ha sido diseñada para ayudar a los SV a determinar sus niveles de progresión, identificar las carencias y deficiencias de su capacidad de conformidad con las normas internacionales de la OIE, compartir una visión con las demás partes interesadas (incluido el sector privado), establecer prioridades y emprender iniciativas estratégicas.

La producción y el comercio de animales acuáticos y de productos derivados de animales acuáticos son cada vez más importantes y el sector de la acuicultura está creciendo considerablemente en respuesta a una demanda global de proteína de calidad en aumento constante. En algunos países, los SV son la autoridad competente encargada de los servicios de sanidad de los animales acuáticos y en otros países, otras agencias gubernamentales asumen dicha responsabilidad. Sin importar que los veterinarios participen o no en los servicios de sanidad de los animales acuáticos, cabe destacar que los principios generales relativos a la calidad son similares a los que se aplican a los servicios veterinarios. Por ejemplo, una legislación apropiada y una buena gobernanza son indispensables para apoyar a los servicios de sanidad de los animales acuáticos en el cumplimiento de las exigencias de la OIE, entre ellas la detección, notificación y control de enfermedades. La aplicación de la Herramienta PVS en el área de la sanidad de los animales acuáticos, se inició en 2009 a través de una misión piloto en Vietnam. Tras efectuar algunas misiones, resultó evidente que se necesitaba una herramienta independiente y específica de evaluación de los servicios de sanidad de los animales acuáticos, debido a las diferencias entre los sectores de producción ganadera y acuícola. De este modo, la OIE ha elaborado la Herramienta para la evaluación de las prestaciones de los servicios de sanidad de los animales acuáticos, que se basa en la sexta edición de la Herramienta PVS y en la que se incluyen modificaciones a algunas competencias críticas y niveles de progresión de tal manera que se ajuste a la evaluación de estos servicios.

En el comercio internacional de animales y de productos derivados, la OIE promueve no sólo la sanidad animal sino también los aspectos de salud pública asociados con la prevención y el control de las zoonosis, especialmente las enfermedades de origen animal transmitidas por los alimentos; elabora normas sanitarias armonizadas destinadas a garantizar la seguridad del comercio internacional y el control de enfermedades y dedica esfuerzos encaminados a mejorar los recursos y el marco legal de los servicios veterinarios / servicios de sanidad de los animales acuáticos. Asimismo, ayuda a los Miembros a respetar sus normas, directrices y recomendaciones conformes con el Acuerdo sobre la Aplicación de Medidas Sanitarias y Fitosanitarias (Acuerdo MSF) de la Organización Mundial del Comercio ( OMC).

Tradicionalmente, la misión de los SV ha sido proteger la agricultura doméstica y la mayoría de sus recursos se canalizaron hacia el control de las enfermedades que constituían una amenaza para la producción primaria. Su actuación comenzaba en las fronteras nacionales y se extendía hacia el interior del país. La prevención y el control de las enfermedades de los animales acuáticos también constituyen la base para los servicios de sanidad de los animales acuáticos en numerosos países. Para las partes interesadas nacionales y para los demás países, su credibilidad dependía principalmente de la eficacia de estos programas nacionales y de las medidas que los servicios veterinarios y los servicios de sanidad de los animales acuáticos adoptaban ante situaciones de emergencias debidas a enfermedades animales.

Hoy en día, dadas las crecientes exigencias técnicas, las expectativas del consumidor y las oportunidades de comercio internacional, los servicios veterinarios / servicios de sanidad de los animales acuáticos deben ampliar su misión y su visión y prestar nuevos servicios que respondan a las necesidades y expectativas de las partes interesadas. Con ello reforzarán sus alianzas y su cooperación con beneficiarios, socios comerciales y demás países, instancias gubernamentales y organizaciones intergubernamentales pertinentes (principalmente, la OIE, la Comisión del Codex Alimentarius y el Comité MSF de la OMC.).

En virtud del Acuerdo MSF de la OMC, cada País Miembro tiene el derecho de tomar medidas para proteger la vida y la salud de las plantas, de los animales y de las personas; dichas medidas deben apoyarse en principios científicos y en el análisis de riesgos e implementarse de forma transparente. En lo que se refiere a la salud de los animales y las zoonosis, la OIE es la organización de referencia para la elaboración de las normas, directrices y recomendaciones aplicables al comercio internacional de animales y productos de origen animal. La puesta en aplicación de las normas de la OIE, incluidas las de calidad y evaluación de los servicios veterinarios / servicios de sanidad de los animales acuáticos, constituye la mejor manera de facilitar el comercio internacional sano y equitativo.

Los servicios veterinarios / servicios de sanidad de los animales acuáticos tienen cuatro elementos esenciales:

  • recursos humanos, físicos y financieros para conseguir medios y retener a profesionales con competencias técnicas y capacidad de liderazgo;
  • autoridad y competencia técnica para abordar temas nuevos y de actualidad (incluidas la prevención y la lucha contra las catástrofes biológicas) basándose en principios científicos;
  • interacción continua con las partes interesadas para obtener información actualizada y prever programas y servicios comunes adecuados, y
  • capacidad de acceso a los mercados gracias al cumplimiento de las normas vigentes y a la aplicación de conceptos nuevos como la armonización de las normas, la equivalencia y la zonificación.

La estructura de la Herramienta PVS de la OIE tanto para los servicios veterinarios como de sanidad de los animales acuáticos reconoce estos cuatro elementos esenciales.

Aplicación de la Herramienta PVS de la OIE para los servicios veterinarios y los servicios de sanidad de los animales acuáticos

Para determinar el nivel de eficacia, alcanzar una visión compartida, establecer prioridades y emprender iniciativas estratégicas se ha definido una serie de seis a trece competencias críticas para cada uno de los cuatro elementos fundamentales. Para cada competencia crítica se describen distintos niveles cualitativos de progresión. Un nivel de progresión (que no sea el nivel 1) indica que los servicios veterinarios / servicios de sanidad de los animales acuáticos han superado los niveles anteriores, es decir que el nivel 3 presupone conformidad con los criterios del nivel 2, el nivel 5 asume la conformidad con los criterios del nivel 4, etc. Se podrán añadir competencias críticas suplementarias según vayan evolucionando estas herramientas.

La OIE ha elaborado un Manual del evaluador que contiene las instrucciones y los procedimientos pertinentes para llevar a cabo una evaluación PVS, así como una lista de indicadores propuestos para uso de los evaluadores.

Además de los niveles cualitativos, se deja espacio también en cada competencia crítica para añadir a las respuestas los detalles o aclaraciones que se deseen.

Los Capítulos 3.1. y 3.2. del Código Sanitario para los Animales Terrestres (Código Terrestre) constituyen el fundamento legal de los requisitos de calidad de la OIE para los SV y para la evaluación PVS, así como para otras actividades de seguimiento.

El Capítulo 3.1. del Código Sanitario para los Animales Acuáticos (Código Acuático) brinda el fundamento legal para los requisitos de calidad de la OIE para los servicios de sanidad de los animales acuáticos.

Algunas definiciones del Código Terrestre se encuentran en el Glosario de términos. Bajo cada competencia se remite al lector a las disposiciones más importantes del Código Terrestre y del Código Acuático.

Utilización de los resultados

Más que un instrumento de diagnóstico, la Herramienta PVS de la OIE para los servicios veterinarios y de sanidad de los animales acuáticos constituye un medio de concienciación y de mejora permanente que se puede utilizar de forma pasiva o activa, según el grado de interés, las prioridades y el compromiso de los servicios veterinarios / servicios de sanidad de los animales acuáticos y las partes interesadas. Utilizándola de forma pasiva, contribuye a que todos los sectores, incluidos los demás sectores de la administración, conozcan y comprendan mejor los elementos fundamentales y las competencias críticas que requieren estos servicios para funcionar correctamente.

La utilización activa es la que permite obtener mejores resultados, pero requiere el compromiso firme y constante tanto del sector público como del sector privado, es decir, de todas las partes interesadas. Esta forma de utilizar la Herramienta PVS de la OIE permite evaluar las prestaciones, analizar las diferencias y establecer prioridades. Asimismo, hace posible definir acciones estratégicas, evaluar y aceptar inversiones y establecer acuerdos. La continuidad de este proceso exige una verdadera alianza entre el sector público y el sector privado. El liderazgo del sector público es el factor determinante del éxito.

Las ventajas y los resultados que ofrece la Herramienta PVS de la OIE para la evaluación de los servicios veterinarios y los servicios de sanidad de los animales acuáticos son:

  • conocer el nivel general de cada uno de los cuatro elementos y evaluar el nivel de resultados relativo de cada competencia crítica;
  • disponer de una base para comparar el nivel de resultados de los servicios veterinarios / servicios de sanidad de los animales acuáticos con el de otros servicios gubernamentales de la región o del mundo y contemplar posibilidades de cooperación o de negociación;
  • sentar las bases de un procedimiento que permita la verificación de la conformidad con las normas de la OIE y la evaluación de los servicios veterinarios / servicios de sanidad de los animales acuáticos por organismos externos o independientes, bajo los auspicios de la OIE y de conformidad con sus directrices;
  • en caso de que se identifiquen lagunas dentro del marco legal durante el transcurso de la Evaluación PVS, una misión de la OIE de identificación de la legislación veterinaria se hará cargo de identificar las acciones específicas necesarias para modernizar la legislación veterinaria conforme a las normas de la OIE. Cuando se considere apropiado, el siguiente paso es la firma de un memorando de entendimiento entre la OIE y un país en torno a actividades específicas de legislación;
  • a través de un proceso de seguimiento específico, es decir, el Análisis de las Brechas PVS de la OIE, ayudar a los países a identificar prioridades y presentar justificaciones para solicitar financiaciones nacionales y/o internacionales (préstamos y/o subvenciones) a los gobiernos nacionales o a donantes internacionales;
  • establecer bases para crear un dispositivo de control y seguimiento del nivel general de actuación de los servicios veterinarios / servicios de sanidad de los animales acuáticos a largo plazo;
  • contribuir a evaluar los beneficios y costos de las inversiones en los servicios veterinarios / servicios de sanidad de los animales acuáticos y, a través de iniciativas de seguimiento específicas, identificar las acciones y proteger las inversiones necesarias para ayudar a mejorar la conformidad con las normas de la OIE para una Buena Gobernanza.

Las obligaciones del Acuerdo MSF de la OMC mencionadas en el presente documento se aplican únicamente a los Miembros de la OMC.

Las normas de la OIE ofrecen a los países importadores un marco para realizar inspecciones en los países exportadores y comprobar, en particular, la conformidad de estos últimos con las normas de la OIE relativas a la calidad y evaluación de los servicios veterinarios /servicios de sanidad de los animales acuáticos.

Haga clic aquí para descargar la Herramienta de la OIE para la Evaluación de las Prestaciones de los Servicios Veterinarios (Herramienta PVS de la OIE)  (fichero PDF).

Haga clic aquí para descargar la Herramienta de la OIE para la Evaluación de las Prestaciones de los Servicios Veterinarios y/o los Servicios de Sanidad de los Animales Acuáticos (Herramienta PVS de la OIE: Animales Acuáticos) (fichero PDF).

Al principio