Organizacion Mundial de Sanidad Animal

Tamaño de la fuente:

Idioma :

Search:

Búsqueda avanzada

Inicio > Para los periodistas > Comunicados de prensa

Las epizootias, factor limitativo de la cría de animales en Asia

La 20a Conferencia de la Comisión Regional para Asia, Extremo Oriente y Oceanía de la Oficina Internacional de Epizootias (OIE) se celebró en Nueva Delhi (India) del 25 al 28 de noviembre de 1997.

En esta Conferencia, a la que fueron invitados los Jefes de los Servicios veterinarios de todos los países de Asia, Extremo Oriente y Oceanía, se estableció un balance completo de la situación sanitaria en esta región. Son varias las enfermedades animales que aún frenan la producción de bovinos, porcinos y aves, así como el comercio de tal producción.

    • La fiebre aftosa sigue siendo la enfermedad contra la cual es más urgente luchar, aunque también más difícil hacerlo, debido al desarrollo económico muy desigual de los países de la región. En esta región, la fiebre aftosa se considera una de las enfermedades más graves para la cría de bovinos, cuya producción reduce en promedio en un 25% (abortos y disminución de la producción de leche, carne o lana). Esta enfermedad también ataca duramente al ganado porcino. Éste fue el caso en las Filipinas y Taiwan: la epidemia que hizo estragos en esta isla en 1996 causó pérdidas económicas estimadas en varios millones de dólares, como consecuencia del sacrificio sanitario y el cierre de los mercados de exportación.

    La Conferencia de Nueva Delhi se felicita de los progresos generados por un programa regional de lucha que abarca los siete países que más sufren las pérdidas económicas causadas por esta enfermedad: Camboya, Laos, Malasia, Myanmar, Filipinas, Tailandia y Vietnam. Tal programa de lucha, coordinado por la OIE, se pone en práctica con la ayuda de otras organizaciones internacionales y regionales, así como con la de los Países Miembros de la región; se basa tanto en la intensificación de las medidas de vigilancia y control de los intercambios como en la vacunación masiva de los bovinos.

    Una subcomisión de la OIE supervisa este programa, en estrecha relación con su Representación Regional para Asia y el Pacífico, con sede en Tokio y financiada por el Japón. Asimismo, dicho programa ha recibido un importante apoyo financiero de Australia, Suiza y Tailandia; cada uno de estos países ha puesto un veterinario virólogo a disposición de la OIE.

  • La peste bovina, aún en estado endémico, produce estragos en varios países de la región. La lucha contra esta enfermedad continúa, fundamentalmente a través de la vacunación, y forma parte de un programa mundial coordinado por la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) denominado GREP ("Global Rinderpest Eradication Programme").

Por otra parte, en la 20a Conferencia de Nueva Delhi se abordaron otros dos temas importantes para la región:

La aplicación de la biotecnología a la vigilancia de las enfermedades animales y al control de las vacunas. Hoy en día, la utilización de las nuevas técnicas de diagnóstico (pruebas inmunoenzimáticas, anticuerpos monoclonales, análisis genéticos, etc.) está muy generalizada en Asia. Dichas técnicas han permitido realizar avances importantes, sobre todo en la detección rápida de los focos de enfermedades infecciosas o la diferenciación entre animales vacunados e infectados. Además, el uso de vacunas de una nueva generación (de subunidades o recombinantes) abre perspectivas especialmente interesantes en la lucha contra la peste bovina, la enfermedad de Aujeszky y las enfermedades de las aves de corral.

La interpretación de los datos epidemiológicos relativos a las enfermedades de las aves de corral. La avicultura constituye una importantísima fuente de proteínas animales para todo el continente asiático. En Asia, el aumento de la demanda es paralelo al de la población humana: para reducir las pérdidas debidas a las enfermedades de las aves, en varios países de la región se han creado y organizado sistemas específicos de vigilancia epidemiológica. Mediante tales sistemas se establece una red de información compuesta por criadores, veterinarios y laboratorios que reúnen, comparan y analizan los datos sobre la evolución y la tendencia de las enfermedades más graves.

La OIE, organización mundial de la sanidad animal, creada en 1924, tiene su sede en París. Reúne a 147 países cuyos Delegados integran el "Comité Internacional" y se basa en los trabajos de cuatro Comisiones Especializadas y cinco Comisiones Regionales, entre las que se encuentra la de Asia, Extremo Oriente y Oceanía. Su misión consiste en informar y asesorar a los Servicios veterinarios de los Países Miembros con el fin de contribuir a erradicar las enfermedades animales más peligrosas para el animal y para el Hombre, así como en establecer las normas sanitarias que deben aplicarse en los intercambios internacionales.

París, 28 de noviembre de 1997

Contact : Maria Zampaglione

Al principio