Organizacion Mundial de Sanidad Animal

Tamaño de la fuente:

Idioma :

Search:

Búsqueda avanzada

Inicio > Para los periodistas > Comunicados de prensa

Combinación de las Herramientas de la OMS y la OIE para mejorar el control de los riesgos sanitarios a nivel mundial en la interfaz hombre-animal

La Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE), junto con la Organización Mundial de la Salud (OMS) y el Banco Mundial, ha publicado una guía para las autoridades nacionales de salud pública y de sanidad animal, representadas estas por los Servicios Veterinarios, en la que se describen los métodos para fortalecer la buena gobernanza de los sistemas sanitarios a nivel mundial: “Marco operativo OIE-OMS para la buena gobernanza en la interfaz hombre-animal: vincular las herramientas de la OIE y de la OMS para evaluar las capacidades nacionales”. 

París, 3 de octubre de 2014 – Más de un 60% de las enfermedades infecciosas humanas de todo el mundo están causadas por agentes patógenos zoonóticos transmitidos por animales domésticos o salvajes. La evolución de agentes patógenos de reciente descubrimiento o reemergentes como consecuencia de varios factores constituye una amenaza cada vez mayor a nivel mundial, tanto para la salud pública como para la sanidad animal, así como para la seguridad alimentaria, la seguridad sanitaria de los alimentos, la reducción de la pobreza y la biodiversidad. Por lo tanto, prevenir las enfermedades en su origen en los animales resulta fundamental para proteger la salud humana.

La salud mundial es responsabilidad tanto de las autoridades de sanidad animal como de las de salud pública. Es una prioridad que requiere la cooperación de todos los países y un enfoque intersectorial. Por lo tanto, cada país debe disponer de un sistema nacional de salud efectivo y bien organizado que funcione según los principios de buena gobernanza para que permita un seguimiento tanto de la sanidad animal como de la salud pública.

La OMS y la OIE son las organizaciones intergubernamentales de referencia para la salud pública y la sanidad animal. Desarrollan, publican y revisan constantemente reglamentos y normas intergubernamentales, no sólo relativos a los métodos de prevención y control de enfermedades, sino también a la calidad de los sistemas nacionales de sanidad animal y salud pública.

La coordinación de una implementación efectiva de estas normas a nivel nacional, regional y mundial con una cooperación eficiente entre los Servicios de Sanidad Animal y de Salud Pública es uno de los factores más importantes para controlar los peligros sanitarios a nivel mundial.

La OMS y la OIE se comprometen a apoyar a sus Países Miembros en el fortalecimiento de su capacidad de cumplir tanto con las normas intergubernamentales de la OIE como con los Reglamentos Sanitarios Internacionales (RSI) de la OMS. Han desarrollado, respectivamente, marcos de trabajo y herramientas para ayudar a sus Países Miembros a evaluar las capacidades de los sectores de la sanidad animal y de la salud pública, lo cual permite identificar brechas y definir las estrategias correspondientes. Éste es principalmente el objetivo de la Herramienta de la OIE para la Evaluación de la Prestación de Servicios Veterinarios (PVS); es mediante este proceso que la OIE ayuda a sus 180 Países Miembros a mejorar de forma sostenible el cumplimiento de los Servicios Veterinarios con las normas intergubernamentales de calidad de la OIE, apoyando al mismo tiempo a los Países Miembros  para que formulen sus solicitudes financieras internas o externas para los recursos necesarios para cumplir con las normas internacionales.

Con el apoyo del Banco Mundial y de la Unión Europea (Avian and Human Influenza Facility - Mecanismo de financiamiento para combatir la gripe aviar y humana, en el que el Banco Mundial actúa como administrador de este Fondo Fiduciario), la OMS y la OIE han desarrollado la guía para ayudar a los Países Miembros a desarrollar programas mejor coordinados para afrontar los riesgos sanitarios nacionales en la interfaz hombre-animal. Esta guía también proporciona una exhaustiva visión de conjunto y un análisis de todas las herramientas de las que se dispone en el contexto del Marco de Trabajo para el Seguimiento del IHR y la Herramienta PVS de la OIE, y además explica cómo utilizar estas herramientas de forma combinada y cómo cumplir los objetivos del concepto « Una Salud », del cual son promotores activos la OIE y la OMS, con el apoyo de la FAO.

A lo largo del último año, la OIE y la OMS han organizado una serie de talleres piloto nacionales con piezas clave de ámbito nacional con el fin de evaluar resultados preliminares en condiciones reales.

“Se ha observado que nuestros talleres nacionales conjuntos OMS-OIE facilitan la cooperación entre las autoridades de salud pública y los Servicios Veterinarios. El virus Ébola, el de la influenza y el del Nilo Occidental causan enfermedades de origen animal y han emergido primero en países en vías de desarrollo que no han tenido la capacidad de implementar las normas de la OIE para detectar, prevenir y responder a estas enfermedades.  Con el apoyo adecuado en materia de gestión de riesgos sanitarios en la interfaz hombre-animal, se pueden mejorar de forma sostenible los sistemas de sanidad animal y de salud pública, previniendo así, de forma eficiente, riesgos sanitarios a nivel mundial”, declara el Dr. Bernard Vallat, Director General de la OIE.

De acuerdo con el éxito de estas experiencias, ambas organizaciones están planteándose ampliar la implementación de talleres nacionales a nivel mundial.

Consúltese el Marco operativo OIE-OMS para la buena gobernanza en la interfaz hombre-animal: vincular las herramientas de la OIE y de la OMS para evaluar las capacidades nacionales.(inglés)

Documentos relacionados:

Al principio