Organizacion Mundial de Sanidad Animal

Tamaño de la fuente:

Idioma :

Search:

Búsqueda avanzada

Inicio > Para los periodistas > Comunicados de prensa

Grupo ad hoc de expertos de la OIE examina los casos 'atípicos' de EEB notificados por Japón y por Italia

Un grupo ad hoc de expertos de fama mundial, procedentes de los Laboratorios de Referencia de la OIE en el Reino Unido, Suiza y el Japón, así como de Italia, se reunió en la sede de la OIE el 4 de diciembre de 2003 para examinar los datos disponibles sobre los casos atípicos de EEB notificados recientemente por Japón y por Italia. Los expertos han considerado que los datos recibidos de estos países no permitían establecer un vínculo entre los casos japonés e italiano. Aunque han admitido que las observaciones notificadas no habían sido descritas anteriormente, confían en que las investigaciones ulteriores previstas o en curso deberán aclarar su significado. Señalaron asimismo que aunque los datos representaran la existencia de otras cepas de EEB, esto no significaba necesariamente que fueran nuevas cepas.

Uno de los puntos más destacados de esta reunión es que los expertos han concluido que las pruebas disponibles no justificaban cambio alguno en los métodos actuales de vigilancia, de control de la enfermedad o en las medidas adoptadas para proteger la salud humana. Por tanto, no había motivos para sugerir que el riesgo para los animales o para el hombre hubiese cambiado ni tampoco fundamento, por el momento, para modificar las reglas de comercio internacional.

Los expertos han recomendado que se refuercen los vínculos existentes entre los diversos Laboratorios de Referencia de la OIE a fin de aplicar de manera uniformizada las metodologías de diagnóstico y poder compartir el conocimiento científico en todo el mundo, además manifestaron que seguirán trabajando juntos en la tarea de definir los casos de EEB.

Para terminar, recomendaron que los laboratorios nacionales consultaran con los Laboratorios de Referencia de la OIE antes de publicar conclusiones significativas que pudieran influir en la definición de los casos de EEB, o que tuvieran implicaciones potenciales relativas a la protección de la salud del hombre y del animal, o al comercio internacional.

Estas recomendaciones fueron aprobadas seguidamente por las Comisión Científica y la Comisión del Código Sanitario para los Animales Terrestres de la OIE, que se habían reunido simultáneamente.

Al principio