Organizacion Mundial de Sanidad Animal

Tamaño de la fuente:

Idioma :

Search:

Búsqueda avanzada

Inicio > Solidaridad > Paraprofesionales de veterinaria

Paraprofesionales de veterinaria

Según se describe en las normas internacionales de la OIE, los servicios veterinarios nacionales ofrecen los sistemas de gestión fundamentales en materia de sanidad y bienestar animal y salud pública veterinaria en los Países Miembros. Los servicios veterinarios nacionales deben tener la capacidad y sostenibilidad para garantizar la obtención de resultados incluyendo la inspección y certificación de animales y productos derivados, la gestión de la situación de salud y bienestar animal y el control de enfermedades en la interfaz animal-hombre-medioambiente, incluyendo las enfermedades transfronterizas. Esta capacidad y sostenibilidad se vincula con la disponibilidad de los recursos y la integridad del sistema de gestión incluyendo las políticas, procedimientos, personal y documentación; los procedimientos de auditoría y evaluación de las prestaciones; y la preparación de respuestas ante emergencias y otras situaciones críticas.

La OIE reconoce el importante papel que pueden tener los paraprofesionales de veterinaria (PPV) en el apoyo de servicios veterinarios nacionales sólidos y, por su parte, el 6.° Plan estratégico de la OIE para el periodo 2016-2020 se compromete con una mejor definición del papel de los paraprofesionales y especialistas no veterinarios, incluyendo en su educación y formación. La elaboración de un documento sobre las Directrices de la OIE sobre las competencias de los paraprofesionales de veterinaria es una prueba de dicho compromiso.

A partir de los resultados de múltiples misiones del Proceso PVS, las discusiones en el marco de varias conferencias mundiales de la OIE sobre educación veterinaria y las conclusiones de dos conferencias consagradas a los PPV, en África y Asia, se ha aclarado el panorama acerca de la situación de los PPV tanto en el sector público como privado. Resulta claro que en muchos Países Miembros, en particular, aquellos con un número insuficiente de veterinarios, los PPV están llamados a desempeñar una gran variedad de actividades y servicios en las áreas de sanidad animal, salud pública veterinaria y diagnóstico de laboratorio y que su participación puede ser esencial para las prestaciones de los servicios veterinarios nacionales.

Al mismo tiempo, se han puesto de manifiesto los retos considerables que existen. La formación de los PPV varía enormemente a través del mundo en duración y calidad. Es posible que no estén muy bien definidas las categorías reconocidas de PPV y que no estén claras las normas de rendimiento para las categorías de PPV existentes. Esta situación ocurre debido a que muchos Países Miembros carecen de un organismo veterinario estatutario cuyo mandato incorpore categorías reconocidas de PPV, identifique sus prerrogativas y actividades y defina sus requisitos de formación a efectos de habilitación y registro.

La situación puede resultar más compleja por el hecho de que diferentes Países Miembros pueden utilizar el mismo término o categoría, por ejemplo, “técnico de sanidad animal”, para definir una posición que varía significativamente entre Países Miembros en términos del alcance de sus responsabilidades y la duración y el contenido de su capacitación.

En un esfuerzo por responder a estos retos, la OIE ha convocado un grupo ad hoc sobre paraprofesionales de veterinaria, conformado por educadores, legistas, expertos y representantes de las asociaciones de PPV con el fin de identificar las competencias que se desean que ejerzan en las áreas de sanidad animal, salud pública veterinaria y diagnóstico de laboratorio y preparen un modelo de plan de estudios destinado a impartir dichas competencias en cada una de estas tres áreas. Teniendo en cuenta el alcance que este trabajo supone, el grupo restringió su atención al desarrollo de competencias asociadas con currículos aprobados e impartidos por instituciones acreditadas que ofrecen programas para una certificación, diploma o nivel y no en temas de PPV formados durante cortos periodos de tiempo de manera informal y utilizando planes de estudio no aprobados.

Este trabajo constituye una contribución adicional de la OIE para alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas, en particular, el objetivo 4 “Garantizar una educación inclusiva, equitativa y de calidad y promover oportunidades de aprendizaje durante toda la vida para todos”, el objetivo 5 “Lograr la igualdad entre los géneros y empoderar a todas las mujeres y las niñas” y el objetivo 8 “Promover el crecimiento económico sostenido, inclusivo y sostenible, el empleo pleno y productivo y el trabajo decente para todos”.

Dado el mandato de la OIE y la definición de paraprofesional de veterinaria que figura en el Código Sanitario para los Animales Terrestres, la OIE adoptó una perspectiva amplia en el desarrollo de las competencias y del plan de estudios básico para las tres áreas de desempeño de los PPV, a saber: sanidad animal, salud pública veterinaria y diagnóstico de laboratorio.

Los paraprofesionales del campo de la sanidad animal participan en diferentes aspectos de las actividades de control de enfermedades en el terreno. Los paraprofesionales de la salud pública veterinaria intervienen en la inspección ante y post mortem, en otras inspecciones relacionadas con la seguridad alimentaria y en posibles investigaciones y control de enfermedades zoonóticas. Los paraprofesionales de los laboratorios veterinarios son aquellos que prestan sus servicios en los laboratorios de diagnóstico.

La OIE alienta a los Delegados nacionales a familiarizarse con las presentes directrices y a darlas a conocer en sus discusiones con sus socios y partes interesadas pertinentes, entre ellos representantes de establecimientos de formación, de paraprofesionales de veterinaria, asociaciones profesionales de veterinarios y paraprofesionales de veterinaria y con el organismo veterinario estatutario nacional.

El objetivo de las Directrices de la OIE sobre las competencias de los paraprofesionales de veterinaria es identificar toda la amplia gama de posibles actividades en las que puedan participar los PPV y determinar las competencias requeridas necesarias para garantizar que se realicen adecuadamente. En este contexto, se entiende, por ejemplo, que la inclusión del diagnóstico y el tratamiento de una enfermedad del ganado como una competencia de los PPV, no implica un respaldo de su derecho de diagnosticar y tratar la enfermedad, sino que sólo se refiere a su competencia para llevarla a cabo, cuando corresponda. Conceder dicha prerrogativa es una decisión de cada País Miembro. Con respecto a los PPV que trabajan bajo la responsabilidad y dirección de veterinarios, la OIE confirma y respalda esta expectativa, pero también reconoce que constituye una prerrogativa del organismo veterinario estatutario de cada País Miembro determinar el alcance y naturaleza de la responsabilidad y dirección relativa a las diversas actividades para las que se han autorizado.

Vínculos relacionados

Directrices de la OIE sobre las competencias de los paraprofesionales de veterinaria

Al principio

FBoomporn.com (fboom.me) - Download Porn FileBoom